La masacre del Billar en Palenque: un golpe bajo de la guerra al futuro del boxeo colombiano
by Edición 72 | Jairo Crispín
Visto: 224

Muchxs conocimos San Basilio de Palenque por la historia de Kid Pambelé, nuestro primer campeón mundial de boxeo; en los relatos de nuestros abuelxs. Muchxs Otrxs, más jóvenes quizás, por la frase “viva Palenque, viva Pambelé” de un vallenato sabrosón de Carlos Vives que se escucha con frecuencia en las emisoras, el pico, las discotecas y las fiestas familiares. Sin embargo, muy poco se sabe en el país sobre los daños ocasionados por el conflicto armado colombiano a esta comunidad étnica afrocolombiana en su territorio, al día de hoy. Espero que este escrito sirva para hacer memoria y para que un hecho aberrante como el que les voy a narrar, el de una masacre a unos jóvenes que enluta nuestra historia: jamás vuelva a suceder en Colombia.

Ver más
Buenaventura, calentura, fútbol y muerte: la Masacre de los Doce pibes del barrio obrero de Punta del Este
by Edición 66 | Jairo Crispín
Visto: 1667

El 19 de abril del año 2005, doce jóvenes futbolistas del barrio Punta del Este fueron encontrados en las afueras de Buenaventura brutalmente asesinados. El crimen fue perpetrado con sevicia por los paramilitares y al día de hoy no se ha hecho justicia. El Estado colombiano le metió un gol a sus familias, con una sentencia de un juez dice que: “ellos murieron de un tiro directo a la cabeza, que no lo digan más y que no los esperen en la casa”. 

Ver más
El caballito de acero: una alternativa que abre muchas más alternativas
by Edición 62 | Cesar Suárez Téllez
Visto: 652

Las primeras bicicletas llegaron a Colombia en la década del treinta del siglo XX, eran pesadas, en acero y exclusivas para aquellos hombres de familias adineradas que podían comprarlas. Ya para la década de los cincuenta, con el desarrollo del comercio mundial, “los caballitos de acero” eran un poco más asequibles para las familias humildes, hasta convertirse con el paso de los años en una herramienta de trabajo. La bicicleta pasó en menos de tres décadas de ser un bien exclusivo de la clase adinerada, a convertirse en un símbolo del “pueblo”, haciendo que los ricos se distanciasen sustancialmente de ella.

Ver más